SIEMPRE MIRANDO EL MAR: CETO DE MAURO COLAGRECO

A cargo está el joven cocinero italiano Andrea Moscardino, quien durante varios años se desempeñó como jefe de cocina en Mirazur.

Escribe María Elena Cornejo (IG @melenacornejo)

Visitamos el proyecto más ambicioso de Mauro Colagreco, Ceto, que el año pasado conquistó su primera estrella Michelin. Abrió en plena pandemia, a fines de 2021, en la hermosa región de Roquebrune-Cap-Martin a medio camino entre Menton y Montecarlo, en el último piso del elegante hotel The Maybourne Riviera. A cargo está el joven cocinero italiano Andrea Moscardino, quien durante varios años se desempeñó como jefe de cocina en Mirazur. Acá la maravilla es que todo viene del mar.

El argentino Mauro Colagreco, Best of the Best desde 2019 por su restaurante Mirazur en Menton (Francia), multiplica sus propuestas gastronómicas siempre bajo la misma óptica: cero desperdicio, aprovechamiento total del producto, estacionalidad, kilómetro cero. Teniendo como eje la nave nodriza de Mirazur, ha expandido su mirada por la riviera francesa donde gestiona un local de parrillas, otro de pizzas, una hamburguesería, una panadería (donde prepara el famoso pan campesino de masa madre que abastece a todos sus locales, incluyendo a Gran Coeur en París).

Sin embargo, el proyecto más ambicioso es Ceto, que el año pasado conquistó su primera estrella Michelin. Abrió en plena pandemia, a fines del 2021, en la hermosa región de Roquebrune-Cap-Martin a medio camino entre Menton y Montecarlo, en el último piso del elegante hotel The Maybourne Riviera. A cargo está el joven cocinero italiano Andrea Moscardino, quien durante varios años se desempeñó como jefe de cocina en Mirazur y conoce muy bien el ‘espíritu Colagreco’.

Ceto. Andrea Moscardino es el encargado de contar la historia del mar que rodea Ceto.
Ceto. La vista impactante de la Costa Azul desde el restaurante.

Arquitectura, vajilla, cocina, decoración conforman un todo estético y armonioso en colores pastel donde prima el celeste y el tostado suave creando espacios cálidos y envolventes. El Mediterráneo se mira y se siente desde la terraza hasta el gran comedor, cuyo diseño pulcro y ondulante… parece que siguiera el ritmo de las olas. El menú obviamente es 100% marino, desde los cócteles hasta los postres, que tienen un discreto sabor salino y cítrico absolutamente novedoso y disruptivo, a cargo de Julieta Cañavate.

Colagreco es gran conocedor de la despensa de la Costa Azul. Además, tiene varios huertos trabajados con permacultura que provee de verduras, hojas, flores frescas a todos sus restaurantes. Ceto centra su menú inspirado en la riqueza y diversidad de seres vivos que habitan las cálidas aguas del Mediterráneo, ejercitando, de acuerdo a sus principios, la pesca sostenible y el respeto a los ciclos de vida de la pesquería. Variedad de algas, hierbas marinas y los famosos cítricos de Menton componen a diario su mise en place con lo que el mar y la Luna le proveen.

Ceto. Salazones, atunes, vinos que se guardan bajo el mar, un recorrido pleno.
Ceto. La mano de algas, estudiadas y recolectadas en la zona, que transitan muchas partes del menú degustación.

En su afán investigativo para buscar soluciones ecológicas sostenibles se entusiasmó con los fermentos, la kombucha, la salazón y el curado de pescados, lo que no solamente le garantiza tener un buen producto en momentos de mar movido o escasez, sino que las carnes así tratadas ganan en texturas, profundidades y matices que no tiene el producto fresco. En Ceto ponen “la main de Nice”, un pan que simula una mano con cuatro dedos que el fotógrafo Robert Doisneau bautizó como “los picassos” el día que el artista español lo invitó a desayunar.

Ceto. Los delicados postres de Julieta, argentina, cierran la aventura marina.

La degustación que nos tocó probar hace algunos meses fue de cinco pasos donde cada plato tenía protagonismo propio. Desde la ventresca de atún rojo madurada con algas Kombu, los ravioles de lechuga de mar con camarones y consomé de cítricos, el pescado con espárragos violetas y sabayón de microalgas, el dorado con ragú de hongos y conchas con reducción de almendras hasta el mil hojas de algas nori con licor de vainilla y salsa de toffee, postre creado por la pastelera argentina Julieta Cañavate. Ceto bien vale una parada.

Etiquetas:

TAMBIÉN PUEDES LEER

EL OJO DEL COMENSAL: DISFRUTAR EN KJOLLE Y EN LA PUCP

Por: Carlos Carlín El ojo del comensal

Foto de EL OJO DEL COMENSAL: DISFRUTAR EN KJOLLE Y EN LA PUCP
Vie 26 de enero de 2024

Contundencia informativa. La audiencia, alumnos expectantes y ávidos de conocimiento, generó un intercambio nutritivo y esperanzador para nuevas generaciones.

Leer más

EL OJO DEL COMENSAL: MARCHELLA, EL CORAZÓN DE TORTUGAS

Por: Carlos Carlín El ojo del comensal

Foto de EL OJO DEL COMENSAL: MARCHELLA, EL CORAZÓN DE TORTUGAS
Vie 12 de enero de 2024

Prepara panes (que ella misma reparte en una carreta) y las pizzas hechas sin gluten que están en su carta, acompañadas por distintos tipos de pasta.

Leer más

FRANK’S BAR EN BUENOS AIRES

Por: Elias Valdez

Foto de FRANK’S BAR EN BUENOS AIRES
Lun 29 de enero de 2024

Con una coctelería conceptual y moderna, detrás de una tienda de antigüedades, Frank’s tiene una carta que modifica cada temporada.

Leer más

TE GUSTO LO QUE LEÍSTE

PUBLICACIONES RECIENTES

Foto de PETRÓLEO Y MAR: ¿QUÉ HACER PARA QUE EL OCÉANO SEA UNA DESPENSA INACABABLE?
Mar 14 de mayo de 2024
PETRÓLEO Y MAR: ¿QUÉ HACER PARA QUE EL OCÉANO SEA UNA DESPENSA INACABABLE?
Foto de LOS 30 DE ASTRID Y GASTÓN
Mar 14 de mayo de 2024
LOS 30 DE ASTRID Y GASTÓN
Foto de ¿COMES SUSHI CON LAS MANOS?
Mié 8 de mayo de 2024
¿COMES SUSHI CON LAS MANOS?
Foto de EL OJO DEL COMENSAL: LA MAR CONSTANTE Y DE ANIVERSARIO
Vie 3 de mayo de 2024
EL OJO DEL COMENSAL: LA MAR CONSTANTE Y DE ANIVERSARIO
Ver todas las publicaciones

Suscríbete a el trinche

Y mantente informado con nosotros

Suscríbete

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES

Síguenos en facebook Síguenos en twitter Síguenos en instagram