DATOS CALIENTES

EL NUEVO MENÚ DE MAYTA: 5 PLATOS PARA VOLVER

48 veces compartidos

Captura de pantalla 2017-01-05 a las 16.13.52

Escribir @paolamiglio / Instagram @paola.miglio

Jaime Pesaque ha encontrado un buen punto de equilibrio en Mayta. La carta va cambiando con las estaciones, pero esa calidez y confort que emana de cada una de sus preparaciones se mantiene en el tiempo. Quizá esa sea la clave: un espacio en el cual poderse reinventar cómodamente, privilegiando el producto y si mucha parafernalia. En Mayta se comer rico y eso es lo que nos gusta, lo que nos hace volver. Para verano, estos son los platos que no deben dejar de pedir si caen por ahí.

EL CEBICHE AMAZÓNICO

Hecho con la pesca del día, agudo, fresco, equilibrado. La leche de tigre es al kión (jengibre) y nos gusta más porque tiene un encuentro agradable con el limón, orgánico. Los plátanos soasados y suaves, en lugar del camote, contrastan con los ligeros y crocantes chifles. El ají charapita y el sachaculantro le brindan un toque más herbal.

EL TACO

Están de moda los tacos en Lima. Ya los hemos comido en varios restaurantes últimamente. Y es que su versatilidad permite que, con la base de una buena tortilla, se pueda crear un mundo infinito de combinaciones. La idea es que el plato quede redondo, que el bocado sea perfecto, que se chorreen un poco los jugos y que sea justo y pequeño para que concentre el sabor. El que probamos en Mayta es de atún con palta, jugos asiáticos y quinua crocante. Tiene todas las texturas y toda la sazón.

Captura de pantalla 2017-01-06 a las 8.16.16

EL CHANCHO

Probablemente una de nuestras carnes favoritas, junto con el pato. Esta vez en versión costillas glaseadas con miel de especias. Ese contraste de dulce y salado que se corta con los agradables agrios y ácidos de la ensalada de col y los ajíes limos encurtidos. Este plato es contundente, no solo en potencia y presentación, en suavidad y jugos, sino también en sazón. Para nosotros debería acompañarse con un arroz blanco bien graneado. Si tienen la oportunidad, pídanlo.

Captura de pantalla 2017-01-05 a las 16.13.27

EL CLÁSICO PATO

Toda la vida volveríamos por este arroz con pato. Es uno de nuestros platos favoritos de la vida y vamos buscando distintas versiones por todo el Perú. Hasta el momento, y créannos que hemos recorrido varios locales, el de Mayta es uno de los que encabeza nuestro top tres. Es una interpretación del clásico en sartén: arroz norteño (obviamente con loche y jora); magret ahumado y pierna confitada, para no saturar y hacer más entretenida la experiencia (atentos a la piel de la pierna: ligera, crocante, perfecta); huevo frito; y chalaca cítrica, como quien equilibra la grasa natural del pato. La destreza de Jaime Pesaque para el manejo de los arroces ha logrado encontrar ese punto perfecto de cocción grano, que se atrapa con facilidad en un tenedor sin desmoronarse, pero que nunca deja de estar al dente. La sartén es para compartir entre dos, a no ser pues que tengan un hambre salvaje.

Captura de pantalla 2017-01-05 a las 16.13.42

EL POSTRE

No podríamos querer otro: este es un divertido tostón de chancay, húmedo y esponjoso, que juega con las texturas de un suave helado de choclo, la miel de chancaca y lo crujiente de la canchita (pop corn/palomitas de maíz) condensada. Un remolino de texturas, de recuerdos de niñez. Una indulgencia para días especiales.

Captura de pantalla 2017-01-05 a las 16.13.59

LOS DATOS

En la carta nueva hay más platos de temporada para descubrir. Vayan con hambre. Para reservas y más información, pueden visitar nuestra guía virtual del Buen Gourmet.

El artículo fue publicado el 6 Enero, 2017

Comentarios

  1. avatar
    Oscar Barton

    Ya mejoraron el servicio lamentable y compraron alguno de los escasos vinos de su carta?

    Responder

  2. avatar
    Inés Rossi

    Todo se delicioso, pero el postre es de una creatividad que llama la atención

    Responder

Deja un comentario

Su dirección de correo no se hará público.

OTROS